LA RUTA DEL VINO DE ALICANTE
Post Series: Rutas por Alicante

Sol y playa si y con orgullo, porque gracias a nuestro clima privilegiado y a nuestras esplendidas playas Alicante es un destino turístico único en Europa. Pero en este post vamos a descubrir otra de las riquezas de Alicante como destino turístico. Dejemos el bañador y la sombrilla por un día y cojamos una copa de vino para disfrutar de La Ruta del Vino de Alicante.
Una propuesta enoturística para dar a conocer las comarcas del interior alicantino con gran tradición vitivinícola. No sólo se trata de conocer los vinos de la provincia de Alicante sino también de descubrir una serie de municipios con una gastronomía típica basada en una gran riqueza de productos autóctonos.
La ruta es un apasionante viaje que une las comarcas del Vinalopó (La Algueña, Monóvar, Novelda, Petrer, Pinoso, Salinas, Villena y Elche) al sur y la Marina Alta y Baja (Alcalalí, Benissa, Senija, Llíber, Benigembla, Parcent, Castell de Castells, Murla, Parcent, Xaló y Alfás del Pí) al norte. Destacar algunas bodegas como Heretat de Cesilia, Enrique Mendoza o Bodegas y Viñedos El Sequé. Las variedades de uva más comunes son la Moscatel de Alejandria, la Monastrell y la Alicante Bouschet.
Todos estos vinos se pueden disfrutar con una rica gastronomía; un delicioso arroz con conejo y caracoles al sarmiento y un gazpacho manchego en el Vinalopó o los famosos embutidos y pastas de Pinoso. La Marina Alta es tierra para disfrutar del singular “espencat”, de sus cocas o de un buen cordero al horno en el Vall de Laguar.
Pero sin ninguna duda la mejor manera de disfrutar de nuestros vinos es subirse a la terraza de El Palmeral de Madaria con una de las botellas que hemos comprado en nuestra visita a las bodegas y saborear una copa de vino mientras disfrutamos de la paz y las vistas de nuestro palmeral.

WWW.RUTADELVINODEALICANTE.COM

Comenta